abril 24, 2024

El presidente Joe Biden ha ganado esta noche las primarias de Nevada, la tercera parada en las elecciones internas rumbo a la presidencia. El mandatario ha ganado con holgura a 11 candidatos que le disputaban la candidatura. La más conocida entre sus rivales es Marianne Williamson, una autora de libros de autoayuda que en el pasado fue consejera espiritual de Oprah Winfrey. Esta tarde ha conseguido el 88% de los votos. Biden suma con su victoria de este martes 36 delegados, lo que lo coloca con 91 en la carrera a por 1.968 delegados. La próxima parada para el político de 81 años será las primarias de Michigan del 27 de febrero.

Nikki Haley, la aspirante republicana a la presidencia, ha sido derrotada en unas primarias simbólicas. La exgobernadora de Carolina del Sur obtuvo el 32% de los votos Y ha sido superada por quienes marcaron la opción de “ninguno de los candidatos anteriores”, que logró el 61%. Su derrota es simbólica. El partido de derechas celebrará un caucus el jueves donde estarán en juego los delegados rumbo a la candidatura presidencial. Haley decidió saltarse por completo este Estado para enfocarse en las primarias venideras, entre ellas las de Carolina del Sur y el Supermartes, el 5 de marzo.

Biden ha derrotado este martes en las primarias a contendientes de historias variopintas. Entre estos están Stephen Lyons, un plomero de Maryland; Brent Foutz, quien perdió una elección en 2020 para el Senado local; Armando Pérez-Serrato, quien también quiso ser gobernador de California en 2022 (obtuvo un 0,6% de los votos entonces); Mark Prascka, un cineasta radicado en Filadelfia; Frankie Lozada, quien hizo campaña en Nueva York para un escaño en el Congreso en 2022; el financiero Jason Palmer y Superpayaseria Crystalroc, un misterioso candidato basado en Idaho con un nombre que hace levantar las cejas y que no tiene presencia en Internet.

Los candidatos debían recibir al menos el 15% de los votos a escala estatal para poder aspirar a tener algún delegado. Solo Biden superó esta barrera en una entidad que tiene 2,3 millones de votantes. Casi nueve de cada diez de estos viven en las dos zonas más densamente pobladas de Nevada, Las Vegas y Reno. Las primarias del partido convocaban a cualquier persona registrada en el censo del Partido Demócrata. Estos representan el 31%. Los republicanos tienen el 28% y los independientes rondan el 34%. Las leyes de Nevada permiten cierta flexibilidad en el proceso, pues permiten inscribirse al padrón el mismo día e incluso cambiar el registro dentro de los partidos la jornada de los comicios.

Biden llegó a Nevada el domingo para hacer dos días de campaña. En su breve visita dejó claro que no pedía el voto para este martes, sino que ya comienza a enfocarse en la batalla de otoño. En un evento para recaudar fondos en la ciudad de Henderson, uno de los suburbios de Las Vegas, el presidente hizo un repaso de los errores y deslices de quien seguramente será su rival en los comicios de noviembre, Donald Trump. En un evento a puerta cerrada, Biden recordó cómo Trump ha calificado de rehenes a quienes han sido procesados judicialmente por el Asalto al Capitolio, sus burlas a veteranos y soldados muertos y sus deseos de convertirse en un “dictador” si vuelve a la Casa Blanca.

“Imaginen la pesadilla que sería un segundo Gobierno de Trump”, aseguró Biden la noche del domingo en un mitin celebrado en un barrio de población negra de Las Vegas. “Ustedes son la razón por la que haremos de nuevo a Donald Trump un perdedor”, añadió el presidente ante una de sus bases de votantes más sólida.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.

Suscríbete

Biden acudió el lunes a un evento organizado por el sindicato de trabajadores del sector turístico. La industria de la hostelería fue clave en el triunfo de Biden de 2020, quien conquistó Nevada con una diferencia frente a Trump menor a 3%. Mantener su respaldo será vital para que los demócratas en los comicios de otoño. “Vine a agradecer el apoyo que me han dado y el que espero que me den. Y gracias por tener fe en los sindicatos”, aseguró Biden a los integrantes de una organización que representa a 60.000 trabajadores de casinos y hoteles del famoso Strip. Los sindicatos llegaron esta semana a un acuerdo con la patronal que evitó una huelga en plena semana donde la ciudad será la casa del Super Bowl, la final del fútbol americano.

Sigue toda la información internacional en Facebook y X, o en nuestra newsletter semanal.