abril 12, 2024

La controversia sobre la difusión de desinformación en X (antes conocido como Twitter) sigue muy viva un año después de que Elon Musk aterrizara en la plataforma. El empresario ha anunciado este domingo que cualquier publicación que haya sido modificada por las “notas de la comunidad” no podrá recibir dinero a través de los ingresos generados por los anuncios publicitarios. El objetivo de este cambio es desincentivar la difusión de información falsa en X, según ha explicado Musk en un tuit: “Hacemos un ligero cambio en la monetización de creadores: cualquier publicación corregida por @CommunityNotes deja de ser elegible para recibir una participación de los ingresos. La idea es maximizar el incentivo por la precisión sobre el sensacionalismo”.

Puesto en marcha a principios de este año, el programa de reparto de ingresos publicitarios de X ofrece a los usuarios una parte de los ingresos de los anuncios que se muestran en las respuestas a sus publicaciones. El programa solo está disponible para los usuarios suscritos al programa de pago de la plataforma conocido como Blue, que además necesitan tener al menos 500 seguidores, así como un mínimo de cinco millones de impresiones orgánicas en total en todas sus publicaciones en los últimos tres meses. Sin embargo, las publicaciones que tienen más probabilidades de volverse virales —y de generar más ingresos— son las polarizadas, negativas o incluso que comparten información errónea, lo que lleva a que algunos usuarios se dediquen a difundir bulos para incrementar sus ganancias.

Una vez más, Musk ha dejado en manos del grupo de voluntarios que forman parte de la @CommunityNotes el poder de moderar estos contenidos. El sistema, desarrollado desde el verano, no ha conseguido parar la avalancha de bulos sin precedentes en la guerra en Gaza, por ejemplo. Las notas se publican después de alcanzar un cierto umbral de votos útiles de “personas con diferentes puntos de vista”, según explica X, pero no aclara ni el criterio que se utiliza para formar parte de esta comunidad, ni cómo se eligen las publicaciones que es necesario verificar. La plataforma solo publica las notas que han recibido suficientes votos a favor por parte de usuarios que habitualmente no están de acuerdo en sus valoraciones, con el fin de garantizar transversalidad ideológica.

El empresario también se ha anticipado a la posibilidad que los usuarios abusen de la nueva política de X y empleen la moderación de contenido con la intención de restringir los posibles ingresos publicitarios de una determinada cuenta. “Vale la pena señalar que cualquier intento de utilizar @CommunityNotes como arma para desmonetizar a las personas será evidente inmediatamente, porque todo el código y los datos son abiertos”, ha afirmado Musk. No queda claro por sus palabras si la plataforma impedirá de forma directa que los usuarios se aprovechen de las “notas de la comunidad” para desmonetizar cuentas estratégicamente o si simplemente será evidente cuando lo hagan.

Puedes seguir a EL PAÍS Tecnología en Facebook y X o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.